lágrimas negras…

Aunque tú me has echado en el abandono aunque ya has muerto todas mis ilusiones, en vez de maldecirte con justo encono en mis sueños te colmo de bendiciones. Sufro la inmensa pena de tu extravío siento el dolor profundo de tu partida y lloro sin que tú sepas que el llanto mío tiene lágrimas…